Salsa Carbonara Gratinada

  • Salsa Carbonara
    Tradicional

  • Salsa Carbonara
    con Huevo

  • Salsa Carbonara
    con Cebolla

  • Salsa Carbonara
    con Bacon

  • Salsa Carbonara
    con Champiñones


  • "Salsa Carbonara Gratinada"

    Salsa Carbonara Gratinada





    Aprende a preparar una magnífica salsa carbonara gratinada para acompañar tus platos de pasta preferidos. No hay nada mejor que preparar esta salsa de forma casera para darle el mejor sabor.



    Ingredientes salsa carbonara gratinada:

    - Una cebolla pequeña
    - 75 gramos de champiñones frescos
    - 75 gramos de panceta
    - 75 gramos de queso parmesano rallado
    - Dos yemas de huevo
    - Pimienta negra molida
    - Una cucharada de mantequilla sin sal
    - Sal
    - Aceite de oliva virgen


    Preparación:

    La salsa carbonara es una salsa perfecta para acompañar nuestros platos de pasta, aunque también se puede emplear para otro tipo de preparaciones. En este caso vamos a detallaros como hacer en casa una salsa carbonara gratinada, para darle un toque especial a la salsa al gratinarla con el horno microondas. Esta salsa carbonara la prepararemos al estilo tradicional italiano, como se prepara la salsa carbonara tradicional, es decir, sin nata, que es como solemos prepararla aquí en nuestro país.

    Comenzamos pelando la cebolla quitándole la capa externa, y después la vamos a picar bien finita en brunoise. Al acabar vamos a poner a calentar una sartén con un chorrito de aceite de oliva virgen y la nuez de mantequilla, y cuando la mantequilla se derrita vamos a sofreír la cebolla picada en la misma, agregando un poco de sal por encima para que se poche. Cuando la cebolla empiece a volverse como transparente le añadiremos los champiñones troceados, que habremos lavado previamente.

    Rehogaremos los champiñones unos minutos a fuego medio, removiéndolos de ver en cuando, y echamos después la panceta cortada en tiras finas. Puedes emplear bacon en lugar de panceta si no tiene o si te gusta más. Mantenemos a fuego medio sin dejar de remover cada poco tiempo, para que nos queden todos los ingredientes bien hechos. Debemos conseguir que la cebolla quede bien sofrita y los champiñones tiernos.



    En ese momento retiramos la sartén del fuego, agregamos el queso parmesano rallado y un poco de sal y pimienta negra recién molida, y removemos bien para que se integre con los demás ingredientes de forma homogénea. Añadimos entonces las yemas de huevo, reservando las claras para utilizarlas en otra receta, y volvemos a remover para que se vayan cuajando con el calor de la mezcla.

    Una vez veamos que queda todo bien mezclado, vamos a pasar a gratinar nuestra salsa carbonara, lo que haremos levemente, para que la salsa no pierda su esencia, y lo haremos dándole un golpe de calor en el microondas a máxima potencia, con la intención que el queso se derrita un poco y tome un color doradito. Cuando veas que ocurre esto ya puedes sacar la salsa carbonara gratinada y añadirla a tu plato de pasta, verás cómo te va a encantar.